Uncategorized

¡Protege cabeza, manos y pies del frío!

La atención a las extremidades es una prioridad, pues la sensación de frío comienza muchas veces por unos pies y unas manos mal abrigados…

El atuendo para invierno se considera incompleto sin los artículos para la cabeza y las extremidades. Es de suma importancia protegerse la cabeza contra el frío, el viento y la humedad con un buen gorro, que tape hasta las orejas. Este, por lo general, se lleva debajo de la capucha impermeable que suelen tener los abrigos de invierno. Pueden añadirse orejeras, según el gusto y nivel de calor que se desee. Resulta imprescindible una bufanda, la cual impide que el frío se cuele por el espacio que dejan los abrigos a nivel del cuello.

En las extremidades superiores e inferiores también puede adoptarse la técnica de las capas, si conviene. Se sugiere que las manos nunca queden al descubierto. Para ello, se eligen guantes  muy finos, que se cubren con otros más gruesos. Estos últimos se quitan cuando se usa el teléfono celular o para cualquier otra actividad. Sin embargo, también existen guantes térmicos touch elaborados con fibras especiales par el contacto táctil con las pantallas de los celulares. De este modo, se dejan puestos los guantes al manipular un dispositivo electrónico.

En los pies se necesitan un pares de medias térmicas preferiblemente en lana sintética con tejido interno tipo toalla, para cumplir una función de aislamiento térmico.

 

Fuente artículo:
www.mequieroir.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *